Pan con pipas y semillas de lino

Hace unos días avancé en Facebook unas fotos de esta entrada. Parece mentira cómo engancha hacer pan en casa… ¿os acordáis de esta foto?

Pan-de-semillas

Un buen pan, jamoncito, un buen aceite… ¿qué más se puede pedir? 🙂

La verdad es que tenía muchas ganas de publicarla. Primero porque, muy en linea, fue un experimento. Pero esta vez el resultado fue excelente. Y segundo porque se ve que este pan me motivó un montón a la hora de sacarle una fotos. Y haciendo uso de las cositas que aprendí en el taller de Balance de Blancos, monté unos bodegones rústicos que creo que quedaron bastante conseguidos. Ahora sólo me falta cambiar la cámara, que ya noto que se me ha quedado corta para hacer fotos como éstas, con poca luz, sin tener que hacer cosas raras.

PanPipasLino1

Bueno, ya sabéis que todo lo que sean semillas y cereales integrales son una buena fuente de fibra. Este pan lo hice con la receta que suelo usar para hogaza pero le añadí unas semillas de lino, unas pipas y un poco más de agua para compensar el añadir más componente sólido. Un poco a ojo, tengo que reconocerlo, pero como decía quedó más que rico… una carambola 🙂

Os cuento cómo lo hice.

Ingredientes

  • 250 grs de harina
  • 200 grs. de agua
  • 12 grs. de sal
  • 15 grs. de levadura prensada
  • 3 cucharadas soperas de pipas peladas sin sal
  • 3 cucharadas soperas de semillas de lino
  • 1 cdta. de aceite para el molde

Preparación

1. Deshacemos la levadura con los dedos dentro de la harina, lo máximo que podamos, y luego lo mezclamos todo con las manos hasta que la levadura ya no se pueda diferenciar dentro de la harina.

2. Añadimos las pipas, las semillas de lino y lo volvemos a mezclar.

3. De los sólidos sólo nos queda añadir la sal y lo haremos en este punto. En algún sitio hace tiempo leí que la sal enlentece el proceso de fermentación de la levadura. Este es el motivo por el que la pongo al final, intentado que sal y levadura se encuentren lo mínimo posible.

4. Vamos añadiendo el agua y seguimos amasando con las manos hasta haberla puesto toda. Veréis que es una masa muy pegajosa. Es porque estas receta tiene un 80% de agua sobre la cantidad de harina. El pan se suele hacer con un 60-65% de agua. Una masa con un 70% de agua, que es la que suelo usar yo, ya se considera una masa con alto porcentaje de agua. En este caso como, os decía, añadí más agua todavía para compensar la cantidad de semillas que incorporé en la masa.

5. Lo amasamos un poco sobre la superficie. Si os es difícil de manejar, con la superficie y las manos enharinadas, y vamos añadiendo muy poquito si nos es imposible de trabajar. Pero cuidado con pasarse o estaremos añadiendo mucha más harina y esas proporciones del punto anterior ya no serán correctas.

6. Ahora viene “el segundo puntillo creativo” de la receta: sin ser un pan de molde me dio por untar un molde rectangular con un poco de aceite y meter allí la masa a que haga el levado. Le ponemos unas cuantas semillas y pipas por encima, que queden pegadas. La dejamos allí por unas 2 horas. Es el tiempo que vi que tardaba en doblar el volumen. Normalmente es un poco menos, pero igual estaba el piso un poco fresquito 😉

7. Lo horneamos cubierto con un papel de aluminio a 200 grados durante 40 minutos.

PanPipasLino4

No tiene una corteza como a la que me había acostumbrado al hacer pan en casa. Está más bien a caballo entre la corteza crujiente y la blandita del pan de molde. Claro, es que esta masa no lleva los ingredientes del pan de molde a pesar de haberlo cocido allí dentro. Vamos, que es un pan a prueba de dentistas 😉

Lo disfrutamos tranquilamente 3 días, y al tercero seguía estando como el primero, no se secaba nada.

Y bueno, levantarse y desayunar unas rebanaditas untadas con tomate, aceite, sal y con su jamón y su queso… qué delicia.

Normalmente me tira mucho el dulce. Pero es por recetas como ésta que no puedo decir al cien por cien que prefiera desayunar algo dulce. Si me ponen delante la típica tarta porno rebosante de chocolate por los cuatro costados y por otro lado este pan, creo que me quedo con el segundo 😉

PanPipasLino5

Pan de semillas con queso fresco…

PanPipasLino3

… o con jamón serrano. ¡Delicioso con cualquiera de los dos!

¡Que aproveche!

º0º

Anuncios

  1. nasiha

    buena pinta tiene voy a intentar a ver si me sale con esa pinta

  2. Pingback: Probando la panera de Lékué: pan integral de centeno | KUINETES

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: